miércoles, 16 de mayo de 2007

Daniel Herrera


tiene esa pinta de viajero en el tiempo
al siempre le acaban perdiendo las maletas
y de ser el único espartano
que llegó tarda a las termópilas
porque dormía la resaca
de alguna griega trágica
o de una borrachera clásica.

No me cuesta nada imaginarlo
en la edad media
como al más pobre de los frailes franciscanos
ese sólo tenía para cubrirse
una manta de papel
y temblaba a solas
en la celda peor del monasterio
cuya ventana conducía
casualmente
al patio del burdel.

Creo que lleva dentro su propia torre de babel
una postal
de su barrio natal
allá en la atlántida
y el mapa para llegar
a cierto bar
al que no conviene entrar
antes llamado el aleph.
Pero no creas que el poeta de tristezas
cuando se detiene en nuestros días
se revuelca en el charco de sus penas
(aunque sospecho que le han dado
entre las sábanas
alguna que otra alegría)
el se levanta
construye una escalera de palabras
y sube
sube
y sube
como si no le importara.
Pero al llegar arriba
sonríe para dentro
que es como la sonrisa cura
o como duele
y bien lo sabe
el muy cabrón
suspira
el muy cabrón
y va
y se tira
para volver a empezar
desde el principio
en el tiempo que sea
que será el suyo
mientras queden tabernas y poemas

12 comentarios:

Leo Zelada Grajeda dijo...

Dany es un tragico en el sentido griego del termino y eso me agrada de el,que lo asume con sorprendente estoicismo y humor

pepeltenso dijo...

Gran retrato (ilustrado y escrito) de un genial poeta.

Víctor Sierra dijo...

¡Qué grandes los tres!

isabel dijo...

yo esq no puedo con vosotros. al pinturero ya le dije lo suyo el otro día in person. pero carlos, joder, ese final es la ostia.

ah! y aprovecho para advertirte que ese ranking de caraduras me parece una decisión unilateral no consensuada y voy a pedir que se vote democráticamente.
faltaría más.
jajajajjajaja.
un beso

Reyes dijo...

Clavaíto, clavaíto. En estos momentos me imagino a Dani esperando paciente con esos ojos tristes, mientras la cinta de las maletas da una vuelta y otra vuelta, y otra vuelta y él sigue allí, sabiendo que sus maletas no llegarán nunca. Gracias a ambos por vuestro trabajo.

UB (Marta, la perpetua virgen atrilense) dijo...

Un retrato en el Bukowski es como una estrella en el Paseo de la Fama de Jolivú, pero menos hortera.

Violeta dijo...

qué bueno, Carlos... y el retrato... ;)

amoremachine dijo...

sigue funcionando
a las mil maravillas
la maquina captadora de imagenes
marca Salem-Heras.


FANTASTICO TÓ.

Juan dijo...

Qué fieles y que bien hechos.

silvi orión dijo...

mi dulce carlos salem..

ferpbu dijo...

buenos días, me gusta su sitio,la verdad que me gusta mucho la poesía y me agrada que existan blogs que hablen de la misma. Mi poeta preferido es Antonio Machado pero me gustan varios. Yo también aporto post en un sitio de poemas llamado Vivir Poesia, debido a que me interesa que se fomente la misma. Buenos, sigan así y felicitaciones nuevamente.

Leo Zelada Grajeda dijo...

Machado?...va de retro Satanas